(+34) 650128765 david.criado@vorpalina.com
Seleccionar página

IMG_20131016_015936

“I can remember the good old days when you and me used to hide away”

De la canción Talk by Kodaline

“La lámpara del cuerpo es el ojo. Así que si tu ojo es bueno todo tu cuerpo estará lleno de luz”

Jesus de Nazaret (Lucas, 11, 33-36)

Puestos a elegir me quedo con la vida. Aquí las cosas ocurren de repente. Hasta que algo se mueve dentro o fuera de ti, no suele pasar nada. A veces pasa con frecuencia y otras veces tarda años en llegar. El caso es que siempre llega. Y el caso es que nunca te sentirás completamente preparado. Pero hazlo.

Hoy solo veo dos tipos de personas. Aquellas que temen lo que habrá después de morir y aquellas que temen lo que hay antes. Yo veo cada día más miedo en lo que somos que en lo que podemos ser. Nos aterra avanzar y nos causa pavor retroceder.

Una de las antiguas noches en las que yo velaba armas, amanecí temprano casi sin dormir. Estaba en un mugriento y perdido hostal de algún lugar del norte. Me encontraba en la cocina cuando escuché la siguiente conversación entre una niña aún medio dormida y su madre:

– Mamá, ¿por qué te levantas tan temprano?
– Hija mia, alguien tiene que encender el sol

Eso fue lo que dijo. Alguien tiene que encender el sol. Y dar de comer a los caballos. Y preparar el desayuno para dos. Y sentir que late el mar o la montaña. Y ser la mitad de mí cuando hablo y el doble cuando escucho. Alguien debe hacerlo. Desde luego.

Porque yo creo que las personas somos plantas que se mueven rápido, se tocan y son iluminadas. Porque cuando aquel barbudo dijo “Tesis, Antítesis y Síntesis” está claro que olvidó la Fotosíntesis. La necesitamos. Tengo amigos que viven en Finlandia y toman vitaminas para compensar la falta de sol.

Tú que ahora me lees y tu voz interior me recita en tu cabeza:

Yo ignoro qué te mueve o qué buscas cada día. Pero se que necesitas luz en tu camino. Y también se que a veces no la tienes. Lo se porque también la necesito. Y lo se porque a veces no la tengo. Por eso te pido que hoy no desesperes, que te caigas de nuevo una y otra vez solo por practicar el hábito diario y la excusa de aprender a levantarte. Te pido que seas el comienzo, que te inicies. Te pido que conozcas tus colores y los uses.

IMG_20130805_101744

En mi diminuto perfil de linkedin solo mis contactos pueden leer: “Vivir adquirió una dimensión épica y repleta de sentido cuando me di cuenta de lo que cada persona necesita. Incluido yo.”

Eso fue lo que aprendí. Artur Manfred Max Neef dijo una vez: “La gente que sabe adonde va es la que nunca descubre nada. Porque se da entonces lo que yo llamo una obsesión del punto fijo. Estoy aquí y tengo que llegar allí y todas aquellas cosas que se me presenten en el camino serán meros obstáculos. El problema es que al conjunto de todos esos obstáculos yo los llamo VIDA”

Creo que hay personas que se obsesionan por definir el norte y otras que hacen más habitable su camino. Yo intento ser de las segundas aunque a veces la educación me vence el pulso. Sentarse y quedarse quietos no mató a los hombres. Lo que hace que poco a poco mueran es que dejen de viajar desde su sitio.

Una vez detuve una sesión. Desde entonces suelo hacerlo muy a menudo. Lo hago interponiendo verticalmente la palma de mi mano entre el discurso del otro y mi presencia. Además suelo decir “PARA”. Aquella vez dije “Estás tomando muchas decisiones sobre el CÓMO y ni siquiera sabes el POR QUÉ” Lo hice porque recordé al gato Chesire diciendo a Alicia “Qué importa el camino que tomes si no sabes donde vas”.

Comparto ahora algunas pautas que me resultan útiles en este respetable foro. Tan solo cosas pequeñas que guían mi camino:

TOMA EL CAMINO MENOS TRANSITADO (en homenaje a Robert Frost)

En palabras de Jesús de Nazaret, amigos, “procurad entrar por la puerta estrecha, porque os digo que muchos querrán entrar y no podrán” (Lucas, 13.24) La vida es una representación sensata de lo fácil pero ninguno de nosotros ha sabido nunca comprenderlo. Yo aún menos. Tendemos a complicar las cosas y enredarnos.  Tú eres quién debe definir en tu vida qué es o no es el esfuerzo. No dejes que nadie lo haga por ti. Cuando lo hagas repitete esta frase: CASI TODO LO BUENO REQUIERE SIEMPRE ESFUERZO. Lo bueno de superarte no viene cuando te pasas de largo sino cuando para hacerlo has tenido que saber cómo y en qué lugar estabas. Esto ocurre porque la forma más rápida de superar algo, es siempre superarte.

TRATA BIEN A TU VIDA

La pregunta no es cómo te trata la vida sino cómo tratas tú a la vida. Tratas a tu cuerpo como si fuera un traje de tu alma, pero no es algo que se ensucie sino tu casa. Ningún huerto funciona de este modo: “Dame verduras y entonces yo te regaré” Si la naturaleza no funciona así, ¿por qué lo iba a hacer tu vida?. Comprobado: Si sonríes verdaderamente, fotocopias alegría. Las sonrisas verdaderas no pueden ensayarse. Pero si practicas, pintarás en tu cara la esperanza de algún otro. De hecho en realidad la única llave que abre siempre la puerta de mi casa (de aquellos lugares donde he querido vivir y he vivido) ha sido siempre una sonrisa. He aquí un ejercicio que practico cada día:

  1. Piensa que eres único y compórtate como si lo supieras.
  2. Cuando de tanto comportarte así, lo sientas… un buen día que vayas caminando por la calle, detente.
  3. Mira a los otros y piensa que ellos también han podido sentir eso de sí mismos.
  4. Comienza a tratar al resto de personas como si fueran únicos.
  5. Comprueba sorprendentemente como acaban siéndolo.
  6. Comprueba además como solo entonces, tú también lo eres.

NO MATES POR ALGO, VIVE POR ALGO

Al pie de todos mis correos hay varias frases que me hicieron crecer a lo largo de mi vida. Una de ellas pertenece a una conversación de la película Gunfight at OK Corral de John Sturges. En esa película Wyatt Earp interpretado por Burt Lancaster le dice a Bill Clayton:  “Jamás conocí a un pistolero tan listo que llegase a su 35 cumpleaños. Hay algo que he aprendido de los pistoleros. Siempre hay uno más rápido y cuanto más usan su revólver antes le encuentran” Puedes morir por algo pero casi siempre es más útil que antes vivas para algo.

NO HABLES DE TU VIDA, DEJA QUE TU VIDA HABLE DE TI

No te adelantes a la vida. No la busques. Ella siempre sabrá donde encontrarte. Cuando necesites hablar de tí, hazlo con actos. Todas las palabras que pronuncies sobre ti son incomparables a tus actos. Nunca llegará el momento apropiado si no dejas que pase el momento equivocado. Todas las personas que te quieren y todas las personas a las que quieres ya hablan de ti.

INSISTE MUCHO, INSISTE SIEMPRE

Tómate la vida como un plagio. Aunque el proceso es simple, nadie aún ha sabido patentarlo. Siéntete libre para continuar cuando hayas descansado. Nada de ti te sobrevivirá salvo el sentimiento que hayas despertado en otros. Eso es lo que yo llamo riqueza.

PREOCÚPATE DE AQUELLO QUE TE OCUPA. 

Y no al contrario. No te ocupes de aquello que te preocupa porque jamás alcanzarás la paz. Si realmente estás en todo lo que haces, los viejos buenos días volverán solos. Si te centras en aquello que te ocupa y dotas a cada momento de todo su sentido, no necesitarás ya preocuparte.

DIVIDE Y VIVIRÁS

Cualquier TODO está hecho de PARTES. No existe un bosque si no puedes ver los árboles. Por mucho que creas que algo te desborda, tratate a tí mismo con respeto. Lo que te das, será lo que recibas y lo único que puedas dar a otros. Si no ves el valor que tiene apreciar las cosas y dividirlas en otras más pequeñas, ¿cómo entonces pretendes digerir la vida? La mayor parte de personas sufren por este causa una indigestión continua. Para comerte la vida, primero encuentra tus cubiertos, luego córtala y procura masticar despacio.

SI NO TE SORPRENDES, ALGO FALLA

Si nada te llama la atención, si nada te descoloca o te conmueve, si permaneces lejos de la vida, al final ésta se pierde y no te encuentra. Conocí a una pequeña chica que se acostumbró tanto a la belleza de la vida, que al final la belleza no la saludaba. La niebla para tí es que la belleza no esté nunca cerca. Se que quererte no es montar en bicicleta. Se que a veces se te olvida. Pero intenta practicarte. Ningún alma es un mando a distancia. Tus emociones no tienen botón de encendido y apagado ni silencio.

SE LISTO: NO LO SEAS

Dos cosas fueron tremendamente útiles a lo largo de mi vida:

  1. Hacerme el tonto mucho más que hacerme el listo.
  2. Tratar a los demás suponiendo que son idiotas mucho más que suponiendo que son listos.

***

Share This
A %d blogueros les gusta esto: